“Hoy es un hermoso día para adorar a Dios, pues en su palabra encontramos en Salmos 100:4 que debemos entrar por sus puertas con acción de gracias y en sus atrios con alabanza; darle gracias y bendecir su nombre. No importa cuáles sean las circunstancias que estemos atravesando, siempre debemos recordar que Dios es digno de toda nuestra adoración y alabanza. Él nos ha dado un nuevo día para amarlo, servirlo y honrarlo, así que no dejemos pasar esta oportunidad de llenar nuestro corazón de gratitud y alabanza hacia Él. ¡Hoy, y todos los días, adoremos a Dios con todo nuestro ser!”

Recommended Posts

Sermones

Seguimos 2024

Apreciados Lectores y Colaboradores de Sermonesb.com, Es con un profundo sentido de reconocimiento y respeto que nos dirigimos a ustedes, nuestra estimada comunidad, para expresar nuestra sincera gratitud por su continuo apoyo y compromiso con nuestro proyecto en Sermonesb.com. Su participación activa, […]