Hoy es un día hermoso para levantar nuestras manos y adorar a Dios, porque nos ha regalado una nueva oportunidad de vida. Como dice en la Biblia en Salmos 118:24 “Este es el día que hizo el Señor; nos gozaremos y alegraremos en él”.

Adorar a Dios no solo implica cantar o asistir a la iglesia, sino también reconocer su grandeza y amor en cada aspecto de nuestra vida. En este día, podemos agradecerle por su provisión, por su protección y por su fidelidad.

En medio de las dificultades y desafíos que podamos estar enfrentando, no debemos olvidar que Dios es nuestro refugio y fortaleza. Como dice en Salmos 46:1 “Dios es nuestro amparo y fortaleza, nuestro pronto auxilio en las tribulaciones”.

Este día es perfecto para reflexionar sobre todo lo que Dios ha hecho por nosotros y para renovar nuestra fe en Él. Recordemos que su amor y misericordia son infinitos, y que siempre estará a nuestro lado guiándonos y sosteniéndonos.

Que este día sea un día de adoración y gratitud a Dios, porque sin Él no seríamos nada. Como dice en 1 Crónicas 16:34 “Dad gracias al Señor, porque él es bueno; porque para siempre es su misericordia”. ¡Bendiciones en este hermoso día de adoración a nuestro Dios!

Recommended Posts

Sermones

Seguimos 2024

Apreciados Lectores y Colaboradores de Sermonesb.com, Es con un profundo sentido de reconocimiento y respeto que nos dirigimos a ustedes, nuestra estimada comunidad, para expresar nuestra sincera gratitud por su continuo apoyo y compromiso con nuestro proyecto en Sermonesb.com. Su participación activa, […]